Eveready Columbia

Eveready® Extra Duration®

Preguntas más frecuentes

Las pilas Eveready® Extra Duration® cumplen con una gran variedad de aplicaciones de bajo consumo, tales como:

  • Relojes
  • Linternas
  • Faroles
  • Abridor de puerta de cochera
  • Controles remotos
  • Cajas de seguridad
  • Calculadoras Para dispositivos con un mayor consumo de energía, pruebe las pilas alcalinas Eveready® Gold®. 

Las pilas pueden entrar en cortocircuito por artículos metálicos tales como monedas, llaves, clips, etc. Una pila que experimenta un cortocircuito puede recalentarse, aumentando el potencial de derrame y daños personales. Para información adicional sobre lo que se debe y no se debe hacer con respecto al almacenamiento, cuidado y manejo adecuado de las pilas, visite nuestra página de Cuidado de la pila.

No se requiere ni se recomienda guardar las pilas que se producen en la actualidad en el refrigerador o en el freezer. En realidad, el almacenamiento a baja temperatura puede dañar las pilas. Para optimizar el rendimiento y la vida útil, conserve las pilas a temperatura ambiente con niveles de humedad moderados.

Eveready reparará o reemplazará, a su criterio, todo dispositivo dañado por una pila Eveready® Extra Duration®. La garantía carecerá de validez si el usuario del dispositivo recarga las pilas.

No se requiere ni se recomienda guardar las pilas que se producen en la actualidad en el refrigerador o en el freezer. En realidad, el almacenamiento a baja temperatura puede dañar las pilas. Para optimizar el rendimiento y la vida útil, conserve las pilas a temperatura ambiente con niveles de humedad moderados.

Existen varios factores que inciden en el tiempo de funcionamiento de una pila. El factor más crítico es la razón a la cual el dispositivo consume energía. Un dispositivo de alto consumo como una cámara digital agotará la pila mucho más rápido que un dispositivo de bajo consumo como un reloj.

Es seguro desecharlas directamente con los residuos domiciliarios.

Generalmente, las pilas de zinc carbono no producen derrame bajo condiciones de uso y/o almacenamiento normales. Sin embargo, el potencial de derrame aumenta significativamente si las pilas son sometidas a carga, mezcla de composiciones químicas, mezcla de pilas nuevas y usadas, daño físico, exposición prolongada a alta temperatura o descarga abrupta. El derrame de la pila de zinc carbono es extremadamente cáustico y debe evitarse todo contacto directo con la piel. En caso de que la piel entre en contacto directo con un derrame de pila, enjuague el área durante 15 minutos con abundante agua.

Las pilas de zinc carbono estándar no fueron desarrolladas para ser recargadas y no deberán colocarse en ningún cargador de pilas. Intentar cargar una pila de zinc carbono aumentará significativamente la posibilidad de derrame de la misma.